Tras una década de evaluaciones, México sigue ocupando el último lugar de desempeño educativo entre los países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE). 

Al dar a conocer los primeros resultados del Programa para la Evaluación Internacional de los Estudiantes (PISA, por sus siglas en inglés) 2009, México ocupó el lugar 48 (420 puntos en promedio) de entre 65 naciones, 33 de la OCDE, en las asignaturas de lectura, matemáticas y ciencias, con una escala que va de los 262 a los 698 puntos, según una nota de periódico El Universal.

De acuerdo con los resultados, en el 2000, México obtuvo 422 puntos, al medir la comprensión lectora de los alumnos de 15 años, lo que equivale a un avance de 3 puntos, en ese rubro, 32 en Matemáticas y una baja de 6 puntos en Ciencias en el aprovechamiento escolar de los alumnos de 15 años.

Nueve años después, el resultado sigue siendo prácticamente el mismo: 425 puntos, mejoría que el Informe PISA 2009 califica de “poco significativa”, pues la medición tiene un margen de error de 2 puntos.

Según el periódico Reforma, en el caso de matemáticas, México fue el país con el mayor crecimiento de mejora con 36 puntos, pues pasó de 387 a 419.

Sin embargo, en sentido contrario, fue también el de la baja más pronunciada en la prueba de ciencias entre los 65 países que participaron en el estudio, pues disminuyó 6 puntos.

Para la OCDE estar en esos niveles significa que al concluir la secundaria o cursar el primer año del bachillerato los estudiantes apenas reconocen en un texto ideas sencillas.

Su conocimiento científico es “tan limitado que sus explicaciones son muy obvias y son derivadas de las evidencias que se les muestran en la prueba”.

En tanto que en el caso de las matemáticas solo tienen las habilidades de resolver operaciones “rutinarias” en donde se les dan instrucciones directas y en situaciones explícitas.

En algunos casos, los estudiantes tienen “serías dificultades para usar las matemáticas como herramienta para beneficiarse de nuevas oportunidades educativas y de aprendizaje en la vida”.

Los resultados de PISA 2009, que fueron difundidos la madrugada de este día desde la sede de la OCDE, en París, revelan también que 4 de cada 10 estudiantes, tanto en lectura y matemáticas como en ciencias, se ubican en el nivel 2 o por debajo de éste.

De acuerdo con la definición del Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación, eso significa en términos generales que los estudiantes tienen un conocimiento mínimo adecuado para desempeñarse en la sociedad contemporánea y que los que se ubican por debajo no cuentan con los conocimientos suficientes para acceder a estudios superiores.

Entre los países que participaron en la evaluación de 2009 en lectura, matemáticas y ciencias, México se ubicó en los lugares 46, 49 y 51, respectivamente.

También se colocó por debajo de países como Serbia, Chile, Turquía, Croacia, Letonia, Rumania, Rusia y Polonia, que tienen un PIB per cápita similar.

Ésta es la primera vez que Finlandia pierde su liderazgo en el ranking mundial de países evaluados, pues Shangai-China, que no pertenece a la OCDE, se impuso en el liderazgo global.

Shangai-China tiene al 82 por ciento de sus estudiantes por arriba del nivel 3 y es el que más estudiantes de excelencia de 15 años tiene: el 19.4 por ciento. México tiene al 0.4 por ciento.

 

Puebla, Martes 07 de Diciembre 2009

 

Anuncios