4 Aplicaciones Android para la creación de tutoriales educativos

1 comentario

Como una forma de aprovechar la penetración de los dispositivos móviles (Tablets y celulares) entre nuestros estudiantes y por supuesto entre los docentes, en esta publicación describiré cuatro aplicaciones para el sistema operativo Android que nos permitirían darle un uso didáctico a los dispositivos.

Estas aplicaciones son especialmente útiles para la creación de vídeos animados. Los alumnos podrían utilizar estas apps en diversas actividades de aprendizaje ya sea para reforzar sus aprendizajes o bien para demostrar su competencia en algún tema en particular. Estas aplicaciones les podrían ser de utilidad para la creación de tutoriales, guías paso a paso para otros estudiantes, trabajos de investigación documental en formato multimedia y algunas otras cosas más.

 

1.- Explain Everything

Esta app es de fácil uso y permite realizar captura de pantalla, un pizarrón interactivo que le permite realizar anotaciones, animar objetos, importar imagenes y exportar el producto generado vía redes sociales o si lo desea, incrustar el tutorial en el blog del estudiante. Esta App le permite crear diapositivas, dibujar en cualquier color, agregar figuras, agregar texto. Mover, girar escalar, copiar y pegar, así como fijar cualquier objeto agregado al escenario, son las acciones que el usuario puede llevar a cabo fácilmente.

Explain Everything App

 

2.- Lensoo Create

Lensoo Create le permite convertir su tablet en una pizarra virtual con grabación de voz incluida. Al emplear esta aplicación, puede compartir sus ideas rápidamente por correo electrónico, Facebook, Twitter o LinkEdln a cualquier usuario en Internet. También puede descargar las grabaciones existentes desde el sitio web de los creadores de la aplicación. Sin importar la asignatura, los estudiantes pueden echar a volar su imaginación para la presentación de sus ideas.

Leenso Create

 

 

3.- WeVideo

WeVideo es un poderoso editor de vídeo, fácil de usar y basado en la nube. Cuenta con una interfaz intuitiva y con interacciones animadas que le permiten al usuario ver sus imágenes y vídeos como un guión gráfico visual. Puedes incrustar un vídeo y recortarlo, añadir voz, efectos, títulos y subtitulos, crea diapositivas empleando imágenes fijas, etc.

WeVideo Editor

 

4.-  Animoto Video Maker

Esta es otra buena aplicación de Android para crear animaciones de video. Animoto permite crear videoclips a partir de imágenes fijas almacenadas en su dispositivo. Proporciona más de 50 estilos de vídeo a elegir. El usuario puede agregar clips de música y al terminar de editar, podrá compartir su videoclip utilizando las redes sociales más populares.

Animoto

 

Julio Avilés Romero

Presidente de ABTE

PISA ESTA MUY INCLINADA. Un argumento del porque debe restaurarse.

Deja un comentario

El Programa para la Evaluación Internacional de los Alumnos, más conocida en el mundo de la educación como PISA, ha sido objeto de fuertes críticas en los últimos años. La evaluación PISA se aplica cada tres años a estudiantes de 15 años de edad de todo el mundo, evaluando habilidades en lectura, matemáticas y ciencias. Los resultados de las evaluaciones PISA influyen fuertemente en las políticas educativas que muchos gobiernos implementan como resultado de las puntuaciones obtenidas, aunque los críticos dicen que las pruebas son deficientes y los resultados no deben ser tomadas en serio. El año pasado, decenas de investigadores y académicos de todo el mundo, escribieron una carta abierta a Andreas Schleicher, director del Programa de Evaluación Internacional de Estudiantes, instándolo a suspender la aplicación de PISA hasta que un nuevo examen puede ser creado. (Aquí la carta )

Al leer sobre la controversia desatada en torno a la evaluación, me pregunto si PISA debe ser restaurada. La respuesta podría sorprendernos, de acuerdo al artículo publicado por dos investigadores educativos: Pasi Sahlberg (pasi_sahlberg) profesor visitante en la Escuela de Educación de Harvard y autor de Lecciones finlandeses 2.0.  Andy Hargreaves (HargreavesBC) profesor en Lynch y Carroll School of Management en Boston College y coautor de “edificante Liderazgo”.
Aquí el artículo mencionado:
¿Qué pasaría si las tres cuartas partes de los estudiantes de las escuelas en Estados Unidos asistieran voluntariamente todos los días, después del horario habitual de clases,  a tomar asesorías para aumentar su conocimiento de las matemáticas, la alfabetización y la ciencia? Además de eso, imagino que los estudiantes tendrían que emplear más de dos horas al día para hacer las tareas relacionadas con esas asesorías.  Esto es exactamente lo que hacen los estudiantes  en el envidiado Shanghai, Singapur y Corea del Sur. Los Estados Unidos están golpeando su cabeza contra una Gran Muralla, pues se han puesto como objetivo vencer a estos países en las evaluaciones internacionales de estudiantes.
Desde el año 2000, los países más desarrollados han realizado comparaciones relacionadas con los conocimientos y habilidades de los jóvenes de 15 años en las áreas de lectura, matemáticas y ciencias de acuerdo a los resultados de las evaluaciones PISA.  La prueba ha tenido una tremenda influencia sobre las políticas educativas nacionales. Muchos países cuyo rendimiento ha caído por debajo del standard establecido por la OCDE, quien es el organismo que diseña el instrumento de evaluación, han entrado en “shock PISA ‘, y han realizado ajustes y cambios en sus modelos educativos en aras de aparecer en el top ranking PISA.
A medida que la influencia de esta evaluación internacional aplicada por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) ha aumentado, también lo han hecho las voces escépticas que denuncian la naturaleza y las consecuencias de esta evaluación estandarizada. El año pasado, más de un centenar de académicos de todo el mundo pidieron suspender temporalmente la aplicación de PISA. La Torre de Pisa se inclina. Pero a diferencia de algunos de nuestros colegas, no vamos a regocijarnos si finalmente PISA cae.
Los críticos han planteado tres preocupaciones. En primer lugar, dicen, que el ranking PISA de países tiene consecuencias negativas para los sistemas escolares. Provoca exceso de confianza en las pruebas estandarizadas y un estrechamiento de aprendizaje a lo que se mide fácilmente. En segundo lugar, la OCDE y, por tanto, PISA son criticados por ser parciales a favor de los intereses económicos en la educación pública – especialmente alianzas con empresas globales con fines de lucro que buscan oportunidades de negocio con la venta de instrumentos tipo PISA (para la práctica en las escuelas).  En tercer lugar, algunos expertos afirman que hay grandes fallas técnicas con los elementos que componen las pruebas PISA, con la forma en cómo se administran las pruebas, con la forma en cómo se determinan las muestras de los alumnos en algunos países (especialmente en Asia) y con el (mal) uso de las estadísticas técnicas para crear las clasificaciones de los países.
Estamos de acuerdo con estas críticas sobre PISA y sus usos. En términos educativos y morales, la Torre de Pisa no solamente está inclinada , esta en peligro de un vuelco completo. Pero PISA también ha logrado muchas cosas buenas para los estudiantes, las escuelas y las sociedades de todo el mundo y éstos logros no sólo deben ser reconocidos; también deben ser salvaguardados.
Pensemos por un momento lo que sería de la educación global si PISA nunca se hubiera puesto en marcha.
No habría, como lo hubo en la década de los noventas  una serie de países que erróneamente creían que sus sistemas de educación eran los mejores en el mundo y se volvieron referentes para otras naciones.  
Si no fuera por el hecho de que algunos esos países con resultados débiles en las evaluaciones PISA,  entre los que se  incluyen a los Estados Unidos e Inglaterra, las presiones internacionales para más competencia en el mercado entre las escuelas, menos formación universitaria para los profesores, y una mayor normalización del plan de estudios, esos sistemas educativos hubiesen tenido un viaje mucho más fácil.
Por ejemplo, la disminución catastrófica de Suecia en el rendimiento educativo en PISA desde su introducción en las escuelas gratuitas con fines de lucro se ha alejado en el ranking de otros países nórdicos y se han colocado cerca de Inglaterra y los Estados Unidos, con la disminución de la equidad y el rendimiento de los estudiantes estancado. La toma de conciencia pública sobre el asunto, la oposición política y las reformas  aplicadas tuvieron una gran influencia en el reciente cambio de gobierno en Suecia. Esto no habría sido posible sin PISA.
Al mismo tiempo, si no fuera por su alto rendimiento en PISA, nadie habría oído hablar o podido celebrar las características sociales y educativas de Finlandia y Canadá  (nosotros no y aquellos que no firmaron la petición oponiéndose a PISA). Gran parte de la campaña mundial para mejorar el estado y la calidad de la enseñanza se convierte en la evidencia de cómo Finlandia selecciona  y capacita rigurosamente a sus maestros, cuánto les valora políticamente y en toda la sociedad, y cómo les pide colaborar mediante la creación de la mayor parte de la plan de estudios por sí mismos, de forma colaborativa con sus colegas. Ni Finlandia ni Canadá evalúan una y otra vez a los estudiantes, siempre después de cada asignatura y grado tras grado. Tampoco obligan a las escuelas a competir entre sí para la captación de estudiantes y, en última instancia, hasta por los recursos financieros.
La OCDE también ha hecho mucho más que enfatizar las diferencias en el rendimiento general. Se ha convertido en un firme defensor de la equidad en la educación recordándole a los diseñadores de políticas educativas, que los sistemas de educación de más alto rendimiento combinan calidad con equidad.  Sin los datos que PISA ha generado en los últimos años, el apelar al incremento de la equidad no sería tema de conversación política en los sistemas de educación en países que han sufrido la desigualdad, incluyendo los EE.UU.
Estas cosas no hacen pensar que PISA merece su preservación, no terminación. Pero no se esta haciendo lo suficiente para desalentar a los países a partir de la utilización de medidas apresuradas y desesperados por avanzar hacia la cima de la clasificación PISA. En cambio, los paquetes de pruebas PISA ahora se venden a los distritos escolares y países enteros, profesores y escuelas tratan de mostrar que la prueba PISA no mejora la equidad o la calidad de la educación o ponen en entredicho la integridad y la credibilidad de PISA. 
Paradójicamente, las escuelas que tienen éxito en la prueba basada en PISA de la OCDE celebran como si hubiesen adaptado con éxito el modelo de Shanghai o Finlandia, y las escuelas de menor desempeño se avergüenzan por parecerse a los sistemas educativos de Turquía o Chile.
Ya sea que la Torre de Pisa se mantenga en alto como un faro útil para los responsables del diseño de la política educativa o si se caerá, depende también de la cantidad de los gobiernos y la comunidad global de educación que puedan considerar a la evaluación PISA como un instrumento confiable que es inmune a los intereses comerciales e ideológicos. Desde los inicios de PISA, la OCDE ha depositado su confianza en las manos de consorcios internacionales de las organizaciones profesionales que han controlado la forma en que el instrumento PISA se diseña, cómo se recogen los datos y cómo se analizan los resultados.
En diciembre de 2013, la OCDE dio la aprobación de un libro de texto y el diseño de las pruebas al gigante comercial en la educacion, McGraw-Hill como administrador exclusivo de la prueba basada en PISA para las escuelas en los Estados Unidos. 
Un año más tarde se adjudicó a Pearson (otra de las corporaciones de educación global) el contrato para definir lo que se mide en PISA 2018. Al admitir a empresas privadas para el diseño de estas pruebas y para tener acceso a los datos globales sobre los estudiantes y maestros, PISA está más cerca de cruzar  la línea que separa el interés comercial para los mercados ampliados, por un lado, y las mediciones neutrales e independientes y fiables de la salud de los sistemas de educación, por otro.
Además, la forma en que mas y mas países y ciudades asiáticos se añaden  a la parte superior de la torre de Pisa, son métodos muy cuestionados recientemente (colocando  la presión a la baja sobre aquellos que decían que deberíamos imitar los modelos 
asiáticos , a pesar de que son generalmente débiles en la equidad y avanzan hacia atrás en sus enfoques de la educación especial). La torre que una vez se levantó hacia arriba ahora se está convirtiendo ideológicamente inclinada a un grado peligroso.
Por último, cuando los países aprendan de las experiencias de uno a otros, PISA y otras medidas de rendimiento de los estudiantes no deberán de  ser los únicos referentes a tomar en cuenta. Otros indicadores como lo son las medidas de bienestar infantil o los derechos humanos en los que, los Estados Unidos y el Reino Unido lo hacen especialmente bien, también están una serie de países fuera del continente asiático que deberían ser considerados como referentes.
Lo que PISA esta mostrando en Estados Unidos es que, el curso actual de las políticas educativas que dependen de la competencia, la normalización, las pruebas y la privatización de la educación pública es un camino equivocado. Nuestra meta no debe ser dejar a PISA de lado, sino que debemos trabajar para enderezar la torre y colocarla nuevamente en posición vertical, de manera que mediante el uso de una serie de criterios, del uso en forma justa y transparente, estemos en condiciones para identificar y aprender de aquellos que muestran alto desempeño, por ser fuertes en la equidad, la excelencia, en el desarrollo humano, así como el logro probado.
Traducción del artículo publicado por Valerie Strauss, en la edición on line del periódico The Washington Post, 24 de Marzo de 2015 Aquí el artículo original 
 

Formación en ciudadanía digital

1 comentario

 

 

Digital Citizenship en español

Volver a empezar

Deja un comentario

Este día me toco presenciar el relanzamiento de una iniciativa que busca integrar la modalidad b-Learning en escuelas públicas del nivel básico en Baja California. El proyecto, llamado escuela-net tiene como uno de sus objetivos principales poner al alcance de los estudiantes recursos didácticos apoyados por TIC en un entorno digital construido a la medida empleando como base una plataforma tecnológica diseñada a la medida y que contiene una serie de componentes que permiten la interacción alumno-alumno, alumno-maestros, maestros-maestros, maestros-padres de familia.

Siempre hemos defendido la tesis de que la tecnología educativa debe ser transparente, es decir, utilizada como medio y no como fin. Lo mas importante tal vez no sea el dispositivo tecnológico, sino lo que hay dentro, en otras palabras, las actividades de estudio que desarrollen el pensamiento crítico de los estudiantes. 

Ahora que el nuevo secretario de educación voltea y pone atención a esta iniciativa, es de arranque un buen inicio, pues como él lo expreso, “la educación no puede ni debe sustraerse de la utilización intensiva de las tecnologías de la información y la comunicación”. 

¿Cómo participamos desde la sociedad civil en este tipo de iniciativas?

He impulsado la formación y actualización docente a través de los encuentros académicos desde 2010. Estos encuentros académicos permiten que el docente se acerque a las buenas prácticas en el uso de la tecnología educativa y obtenga certificaciones en habilidades digitales. Hemos avanzado lentamente, pues la masa crítica de  docentes en actividad pertenecen al sistema educativo estatal (primaria y secundaria), y hasta ahora, no permiten que agrupaciones externas intervengan en procesos de actualización y formación docente. 

Al final del día, pienso que nunca es tarde para volver a empezar. Para lograr el éxito esperado, estamos obligados desde la sociedad civil a apoyar e impulsar que estos proyectos continúen con una visión de mediano y largo plazo. 

Julio Avilés 

Presidente ABTE

Nota informativa del SEE publicada esta tarde.

INICIA SECRETARIO DE EDUCACIÓN SEGUNDA ETAPA DE ESCUELANET





  • Es una plataforma digital interactiva que fortalece la calidad educativa

MEXICALI, B. C.- Miércoles 4 de marzo de 2015.- El Secretario de Educación y Bienestar Social, Dr. Mario Herrera Zárate, dio el “click” de arranque de la segunda etapa del proyecto EscuelaNet, plataforma digital interactiva del Sistema Educativo Estatal que busca impulsar la modernización y elevar la calidad educativa en el Estado.

En este acto realizado en la Escuela Secundaria No. 5, “Doctor José María Luis Mora”, donde inició el proyecto,  Herrera Zárate ratificó el compromiso del Gobernador Francisco Arturo Vega de Lamadrid de consolidar dicho proyecto en el nivel de secundaria y aplicarlo en el resto de la educación básica.

El objetivo de este proyecto, iniciado en diciembre de 2013, es enlazar por medio de las tecnologías de la información y comunicación a todas las escuelas de educación básica y media superior del Estado para dar la oportunidad a maestros, alumnos, padres de familia y autoridades de mantenerse comunicados y acceder a los recursos y beneficios de la sociedad del conocimiento.

Comentó que el reto es aprovechar con oportunidad el talento y el nivel de nuestros maestros y alumnos para convertir los sueños en realidades por la vía de la educación.

El Secretario de Educación señaló que con alianzas estratégicas como las que se establece con organismos empresariales e instituciones diversas para el desarrollo de EscuelaNet se fortalecerán las estrategias que consolidarán una educación integral para los niños y jóvenes bajacalifornianos.

Ante maestros, directores, representantes de asociaciones, miembros del Consejo Coordinador Empresarial y de la Coalición por la Participación Social en la Educación, el Secretario indicó que este es el año de consolidar proyectos como el de las tecnologías de la información.

Por su parte, Everardo Basilio Medina, Director General del Centro de Desarrollo y Servicio de Tecnología Educativa, expuso que la meta del proyecto es integrar lo más avanzado de las tecnologías de la información a las escuelas, combatir la brecha digital y brindar acceso a todos los mexicanos a la conectividad.

Señaló que desde Isla de Cedros, pasando por San Felipe, Puertecitos, Los Algodones y en la ciudad, varias escuelas se encuentran conectadas gracias a esta tecnología.

Durante el acto, la alumna Valentina Teresa Zambrano, la madre de familia, Carolina Sade Mardini, la maestra Marisol Jáuregui y el Jefe de Enseñanza, Pedro Zavala, mostraron cómo se aplica y ayuda a una educación más práctica e interactiva este proyecto.

Acompañaron al Secretario al arranque y demostración de EscuelaNet, Alfredo Postlethwaite, dirigente de la COPASE; Amparo Aidé Pelayo Torres, Subsecretaria de Educación Básica del SEE; Francisco Fiorentini Cañedo, Presidente de COPARMEX; Ginés Diez López, Presidente de la Comisión de Desarrollo Tecnológico de Mexicali; Prudencio Rodríguez, Coordinador de la Carrera de Ciencias de la Educación de la UABC; y Julio Avilés Romero, Presidente de la Asociación Bajacaliforniana de TIC en la Educación.

La Reforma Educativa: Escepticismo e impaciencia

Deja un comentario

Carlos Ornelas / Excelsior 24/09/2014

La semana pasada, el Programa Interdisciplinario sobre Políticas y Prácticas Educativas del Centro de Investigación y Docencia Económicas, el Centro de Estudios Mexicanos y el Teachers College de la Universidad de Columbia, organizaron un simposio para debatir acerca del Sistema Educativo Mexicano en el Siglo XXI. Fue un foro plural y de discusión abierta, de debate real; la única limitante: el tiempo asignado a cada expositor.

Por el lado del Estado (no nada más del gobierno) participaron Rodolfo Tuirán, subsecretario de Educación Media de la SEP, Sylvia Schmelkes, presidenta de la Junta de Gobierno del INEE, y Fernando de la Isla Herrera, secretario de Educación de Querétaro. Juan Carlos Romero Hicks, presidente de la Comisión de Educación del Senado no pudo llegar. También participamos académicos mexicanos y de Estados Unidos, así como representantes de organizaciones civiles.

Como era de esperarse, los informes de la parte oficial desataron más interrogantes y críticas. Los altos funcionarios destacaron los avances más allá de las reformas legales, que sí los hay, pero el auditorio se mostró receloso. Al secretario queretano le llovieron críticas a granel, pues pintó un paisaje idílico y patriótico entre autoridades y líderes del SNTE para expresar que en ese estado no hay problemas, que el gobierno local y la sección sindical apoyan la reforma del presidente Peña Nieto 100%. Pero se mostró incapaz de responder cuando Marco Fernández, de México Evalúa, mostró los datos de aviadores y de otras irregularidades en su estado. Esa información respondió a la pregunta de Robert Kaufman, comentarista de la Universidad de Columbia, sobre cómo se da el amorío entre las autoridades y la dirigencia de la sección sindical: aviadores y comisionados.

Hay que reconocerlo. Los altos mandos del sector educativo que asistieron al simposio, estuvieron presentes del comienzo hasta el final, incluso hubo funcionarios de la Oficina de la Presidencia y de la Embajada de México en Estados Unidos. Y aguantaron la vara, como decíamos cuando estudié la primaria, ante las voces críticas.

La marca distintiva de los académicos mexicanos fue el escepticismo y la de los activistas de la sociedad civil la impaciencia. Ambas tienen justificación. La desconfianza de los académico se basa en la experiencia histórica. No se cumplieron las expectativas importantes que se plantearon con el Acuerdo para la Modernización de la Educación básica, de 1992, el Compromiso Social por la Calidad de la Educación, de 2002, y la Alianza por la Calidad de la Educación, de 2008. La calidad de la educación no ha aumentado y el sistema sigue igual o más iniquitativo que antes.

La urgencia de los activistas civiles también tiene asideros. El Acuerdo de 1992 al final de cuentas resultó en un pacto entre dos, donde el SNTE y sus secciones resultaron los ganadores, la calidad era pieza de discurso e instrumento para canalizar recursos a los sindicalistas. El Compromiso fue un episodio ritual cuya consecuencia final fue el fortalecimiento de la camarilla dirigente en el sindicato, la ACE resultó un fraude.

El Estado mexicano es débil; las reformas legales no significan que los cambios ya hayan llegado al sanctum de la educación: el salón de clases. Pero deben arribar. Por esa razón, docentes, académicos, periodistas y activistas civiles comprometidos con la educación de México seguimos bregando, discutiendo, exigiendo y criticando. En eso radica la importancia de foros como los de la semana pasada.

A diferencia de las reformas del pasado, hoy las autoridades y los líderes sindicales tienen contrapesos y son vigilados en sus acciones. No hay transparencia total, ni siquiera está en niveles óptimos, pero con base en la insistencia las puertas se abren, no por la buena voluntad de los altos mandos, sino por las exigencias sociales. Nunca más debemos dejar que la SEP y el SNTE sean los conductores únicos de la educación. ¡Sí! Queremos que el Estado recupere la rectoría de la educación; también somos parte del Estado.

La tercera silla

Deja un comentario

Con beneplácito se recibió la noticia que se reanudaron las clases a los alumnos de la educación básica publica en el estado después de asumir un acuerdo entre los representantes del Sindicato Nacional de Trabajadores en la Educación (SNTE) representado por su presidente nacional el maestro Juan de la Torre y el Gobierno del estado, representado por el Gobernador Francisco Vega Delamadrid.

Conforme a los compromisos establecidos, el Gobernador del Estado, encabezó el arranque de las mesas de trabajo que tratarán diferentes temas del sector educativo y estarán integradas por Gobierno del Estado, a través del Secretario General de Gobierno y la Secretaria de Educación; y por parte del SNTE, el Colegiado Nacional de Asuntos Jurídicos; y los Secretarios Generales de ambas Secciones en BC.

Para empezar, es importante resaltar que la tarea para mejorar la educación es algo demasiado importante y trascendente como para ser dejada en manos exclusivas del gobierno y del sindicato.
Allí está la terca realidad que nos enseña, una y otra vez, que las decisiones tomadas exclusivamente entre -Gobierno y SNTE – una relación atípica defensores y beneficiarios de las prebendas , inercias e intereses adquiridos se mantengan tal y como están. Una práctica recurrente entre dos, en defensa de lo logrado, lo acostumbrado, lo otorgado, en base a que te doy y me das, te hago un favor y me lo pagas; un clientelismo político que ya no es viable ni recomendable para superar los grandes desafíos en materia educativa. Un acuerdo para no cambiar.

Tan solo un botón de muestra, a cuatro meses de la publicación del censo educativo por parte del INEGI es inaceptable que a la fecha no se observen ni se informen acciones de la autoridad estatal para corregir anomalías que revelan, entre otros cosas, que existen 7217 personas “irregulares” (¿aviadores, comisionados, desconocidos, etc.?) en la nómina estatal que cobran pero NO trabajan. Se estima* que el costo supera los 1 mil millones de pesos ¡por año! (CEMABE 2014). Por su parte, el Instituto Mexicano para la Competitividad, A.C. (IMCO) revela en un informe que en el estado existen 97 escuelas “fantasmas” con un costo anual en nómina de $300 mdp.
También vale la pena destacar el hecho que BC es la entidad federativa que gasta más de recursos públicos en la educación en comparación con el resto de los estados del país, y como se puede constatar, no gasta mejor.

Es incomprensible, desde cualquier perspectiva que, por una parte el gobierno estatal no tiene dinero para pagar las jubilaciones a los maestros en retiro y a docentes que si trabajan por una deuda histórica de $600 MDP, y por otra, si cuenta con recursos públicos en demasía para seguir pagando a miles de personas de forma irregular que no trabajan y en escuelas que no existen. Algo no funciona. Algo está mal. Algo tiene que cambiar.

Cierto, el esquema de mal gasto público no es responsable la presente administración estatal, pero si es resolverlo.

El corazón del asunto no es la falta de recursos. La razón del desorden y el abuso proviene primordialmente por dos causas: el lema de la impunidad: “el país donde no pasa nada”- continúa la falta de transparencia y rendición de cuentas en el sector educativo. Se requiere iniciar fiscalizaciones especiales por parte de la Contraloría del estado y del congreso local que deben tener consecuencias jurídicas de las leyes de transparencia.

Además, las mesas de trabajo están mal estructuradas porque las negociaciones y acuerdos se llevan a cabo en la sombra y a puerta cerrada entre dos actores exclusivamente: una silla para los líderes del sindicato y otra para Gobierno. Sigue el pacto simbiótico para no cambiar.

Hace falta pactar de otra manera y mejor, con apertura y transparencia, como lo argumenta el escritor Carlos Ornelas en su libro +, integrar la tercera silla a la mesa, es decir, abrir el dialogo a la observancia y opinión ciudadana que sirva de contrapeso y equilibrio para la construcción de una cultura nueva que genere confianza, credibilidad y empatía en la sociedad.

Llego la hora en la que los maestros, padres de familia, empresarios, académicos y ciudadanos guiados por la necesidad de vigilar las decisiones del gobierno y de exigir cuentas a los servidores públicos. Si buscamos resultados distintos y mejores no permitamos que hagan lo mismo. La voz de la razón y el deber cívico nos lo exigen. Ya no tenemos el lujo ni el dinero para no cambiar.

Alfredo J. Postlethwaite Duhagón
COPASE BAJA CALIFORNIA

Notas:

*(7,217 X $12,000 X 12= $ 1,039 MDP)
+Ornelas, Carlos (2012) Educación, colonización y rebeldía. La herencia del pacto Calderón-Gordillo, México, Siglo XXI

5 TIPS PARA QUE TUS ALUMNOS TE ESCUCHEN

Deja un comentario

Después de algunos dias de ausencia, retomo el teclado, y me atrevo nuevamente a compartir con la comunidad académica este artículo escrito  por Beatriz Montesinos y que me ha parecido interesante, por la problematica que representa para los docentes en actividad captar la atención de sus alumnos.

Últimamente oigo mucho esta queja por parte de los profesores: los niños y jóvenes no escuchan, y no prestan atención, lo que supone un desgaste de energía enorme para el profesor hasta que logra un mínimo de atención y escucha activa por parte de los alumnos.

También es una constante en las charlas entre madres y padres: “Es que no hacen caso”, “Me canso de repetir las cosas y nada”, “Es como hablarle a la pared”…

No estamos ya en la época del autoritarismo, donde el profesor hablaba y los alumnos escuchaban con miedo a participar, donde los padres decidían y los niños acataban sin rechistar. Estamos en la época en la que nos jactamos de utilizar el diálogo, pero ¿sabemos dialogar?.  A dialogar también se aprende, y  el diálogo como forma básica de interacción  y aprendizaje también se enseña, y una de las cosas más importantes en este punto es aprender a escuchar.

alguien_escucha-300x225

Me han parecido buenas y prácticas las estrategias que propone  Rebecca Alber en el blog de Edutopia para motivar la escucha activa en los alumnos, y que traducidas por mí y aportando mi pequeño toque personal serían las siguientes:

5 Estrategias para lograr que los niños escuchen

1. Dilo sólo una vez.

Cuando los niños se acostumbran a oír las órdenes una, dos, tres, hasta cuatro veces.., ¿para qué van a prestar atención a la primera?

Recálcales que tú acostumbras a dar la orden una sola vez. Si alguno, a pesar de ello, anda distraído (que será lo más normal) no le repitas la orden tal cual lo hiciste anteriormente, dale alguna pista sobre lo que has dicho previamente, y recuérdales que deben contar hasta 3 antes de preguntarte. De ese modo se aseguran de no preguntar cosas que igual ya saben.

2. Habla, muévete y para.

Mientras explicas o hablas acerca de un tema en concreto, haz que estén atentos, avisándoles de que harás pausas y elegirás a uno de ellos para que les explique a los demás su visión acerca de lo que han escuchado.

También puedes hacer pausas para que ellos hablen entre sí acerca de lo que han escuchado (lo que también te sirve a ti para comprobar su comprensión)

3. Utiliza “señales manuales”.

Se trata de signos que les permita expresar opiniones acerca de lo que se está escuchando en clase.

Por ejemplo, puedes leer un texto de opinión o una cita de algún personaje histórico y puedes pedirles su opinión del siguiente modo: “Los que estéis de acuerdo, levantáis un dedo; los que no lo estéis levantáis dos, y los que estéis indecisos levantáis tres.”

Esta estrategia permite la participación de toda la clase, y “da voz” a aquellos más tímidos.

4. Prestar atención, parar y parafrasear.

Conocer estrategias para escuchar a los demás e interpretar sus puntos de vista es una habilidad básica e imprescindible.

Cuando los niños trabajan en grupos se puede utilizar la siguiente técnica:

a. Asigna un portavoz por grupo de trabajo (que puede ir rotando)

b. Pide a los demás que escuchen atentamente y eviten interrumpir mientras el otro habla. Sólo deben escuchar.

c. Cuando la persona que está hablando deja de hacerlo, entonces los demás parafrasean algo que el compañero ha dicho: “Tú crees que…”, “No estás seguro de…”, “Para ti es importante…”

d. Después de ello, pueden continuar con un enunciado centrado en el “Yo”: “Ya veo lo que quieres decir…”, “No estoy de acuerdo con lo que dices…”

 Utilizar este tipo de frases y parafrasear constituye una herramienta muy útil para los alumnos, para aprender la forma correcta de escuchar y de mantener una conversación.

5. Que planteen sus propias preguntas

Cuando los alumnos estén escuchando un discurso, viendo un documental o escuchando una historia leída por otros interrumpe varias veces para que escriban preguntas acerca de lo que acaban de escuchar.

De este modo se activa su escucha, atendiendo a aquellos aspectos que no tienen clavos o que pueden presentarles dudas.

Es cierto que “entrenamos” más para dar respuestas que para hacer preguntas, pero con esto último conseguimos poner el foco de atención en aquello que los alumnos no han entendido o que para ellos puede ser un verdadero “misterio”.

Por último, hay que transmitir a nuestros alumnos la importancia y el valor de saber escuchar, y enseñarles las técnicas verbales y no verbales para ello (mantener el contacto visual, mostrar interés, no cortar la conversación de los demás…)

“Una de las más sinceras muestras de respeto hacia el otro es, sin duda, prestar atención a lo que dice”

Older Entries